Recetas de cócteles, licores y bares locales

La mejor dieta antiinflamatoria es comer sano

La mejor dieta antiinflamatoria es comer sano


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Las investigaciones muestran que consumir alimentos integrales de origen vegetal y grasas saludables es eficaz para combatir la inflamación.

A medida que el término "antiinflamatorio" sigue siendo tendencia en las esferas de la salud y el bienestar, están apareciendo más productos con beneficios antiinflamatorios en los estantes de los supermercados y tiendas naturistas. Casi todos los sitios web relacionados con la alimentación saludable o el bienestar tienen su propia dieta antiinflamatoria, incluidos nosotros, y ciertamente no hay escasez de libros de cocina de dietas antiinflamatorias. Pero algo que muchas autoridades sanitarias se equivocan es que no se trata solo de comer algunos "superalimentos" para combatir la inflamación, se trata de obtener una nutrición completa en nuestra vida diaria.

¿Qué es la inflamación?

Manténgase al día sobre lo que significa saludable ahora.

Suscríbase a nuestro boletín diario para obtener más artículos excelentes y recetas deliciosas y saludables.

La inflamación es la forma en que su cuerpo envía señales a su sistema inmunológico para que sane y repare el tejido dañado o para que se defienda de compuestos dañinos, como bacterias y virus. La sangre y los fluidos que transportan células inmunitarias y proteínas plasmáticas al área en peligro o lesionada a menudo causan el enrojecimiento, el calor o la hinchazón que experimentamos después del ejercicio o cuando no hace buen tiempo. Pero todo esto es parte del proceso de curación natural del cuerpo y no siempre es algo malo.

Hay dos tipos de inflamación: aguda y crónica. La inflamación aguda en realidad puede ser saludable, ya que ocurre temporalmente mientras se recupera de un entrenamiento o una enfermedad. La inflamación crónica es lo que debe tener en cuenta.

La diferencia entre la inflamación aguda y la crónica es que la inflamación aguda es una forma de resolver problemas para combatir compuestos no deseados en el cuerpo, mientras que la inflamación crónica es un problema que causa problemas y es de mayor duración. La inflamación crónica afecta a sistemas enteros dentro del cuerpo durante un período de tiempo prolongado y se cree que es un factor de riesgo para muchas enfermedades crónicas comunes como enfermedades cardíacas, cáncer, diabetes e incluso depresión.

¿Puede mi dieta realmente reducir la inflamación?

Lo que pone en su cuerpo (y lo que no) puede afectar la respuesta inflamatoria de su cuerpo. Si bien no existe necesariamente una dieta "perfecta" para combatir la inflamación, las investigaciones apuntan a los beneficios de consumir alimentos integrales de origen vegetal y ácidos grasos omega-3, mientras se reduce el consumo de alimentos procesados, azúcar y grasas saturadas.

La advertencia aquí es que, si un suplemento, té u otro "producto de bienestar" afirma que reduce la inflamación, es posible que desee desconfiar de sus llamados poderes mágicos. Las afirmaciones sobre la mayoría de estos productos no están respaldadas por la FDA, y debe priorizar los alimentos en su forma completa sobre los polvos concentrados o las formas de extracto.

¿Cómo es una dieta antiinflamatoria eficaz?

Si bien existen creencias contrastantes en la comunidad de la salud, una cosa de la que todos podríamos beneficiarnos es consumir más frutas y verduras. Si bien ciertos productos con el estatus de "superalimento" como las granadas y el acai son más comúnmente conocidos como combatientes de la inflamación, no es necesario que se apresure a comprar un tazón de acai de $ 15 o beber medio galón de jugo de granada al día. Simplemente coma las frutas y verduras que le gusten, o lo que sea de temporada en el mercado de agricultores local.

Optar por grasas más saludables, como los omega 3 en el salmón y la linaza, también es extremadamente beneficioso y puede estimular los compuestos antiinflamatorios en el cuerpo. Buscar alimentos amigables para el intestino como el kéfir y el kimchi también mejorará su salud intestinal, que es un aspecto fundamental para evitar la inflamación crónica. Incluso cambiar la pasta blanca por trigo integral puede tener un gran impacto, ya que un estudio encontró que los participantes que cambiaron de granos refinados a granos integrales redujeron significativamente la inflamación, en comparación con sus contrapartes que comen granos refinados.

¿Está interesado en recetas antiinflamatorias saludables?

¿Qué alimentos provocan inflamación?

Si bien no necesita preocuparse tanto por consumir un alimento específico para combatir la inflamación, hay están es posible que desee evitar algunas, o al menos reducir su ingesta. Los alimentos ultraprocesados, como las carnes frías y las rosquillas, así como otros productos cargados de azúcar refinada, sodio, carbohidratos refinados y grasas saturadas, están relacionados con la inflamación. El alcohol y las bebidas azucaradas también deben considerarse un placer ocasional si está tratando de seguir una dieta antiinflamatoria.

Un estudio de la Universidad de Bonn encontró que el cuerpo trata la comida rápida como una infección bacteriana, que provoca una respuesta inflamatoria, y consumir demasiado puede provocar una inflamación crónica. Este estudio también encontró que las dietas altas en azúcar y grasas pueden causar daño permanente a su sistema inmunológico, poniéndolo en riesgo de diabetes y ataques cardíacos en el futuro.

La línea de fondo

Simplemente enfatizar el consumo de más alimentos de origen vegetal, como frutas y verduras, cereales integrales, grasas insaturadas, especias, hierbas y legumbres, es una forma sencilla de asegurarse de seguir una dieta antiinflamatoria. No se preocupe por invertir o no en cápsulas de cúrcuma o en polvos costosos: coma alimentos reales e integrales y estará en camino de combatir la inflamación crónica.


Las mejores dietas antiinflamatorias

Cuando se trata de combatir la inflamación con la dieta, seguir un programa específico no es una necesidad. De hecho, muchas de las llamadas dietas antiinflamatorias son más exageradas que ciencia real. Dicho esto, un par de dietas reúnen todos los elementos antiinflamatorios en un plan de alimentación y tienen más evidencia de beneficio que otras dietas. Si no está seguro de por dónde empezar, estas dietas son buenas opciones.

Dieta mediterránea

Las personas que viven en países que bordean el mar Mediterráneo, como Italia y Grecia, tradicionalmente han consumido una dieta que consiste principalmente en frutas y verduras, nueces y semillas, granos integrales, pescado y aceite de oliva, los mismos alimentos que los expertos recomiendan para reducir la inflamación. . A lo largo de los años, los investigadores comenzaron a descubrir que las personas que seguían este estilo de alimentación tenían tasas más bajas de enfermedad y vivían más que las personas en los Estados Unidos que consumían una dieta de estilo occidental.

La dieta mediterránea ocupa un lugar destacado entre los médicos y dietistas, y por una buena razón. Los estudios demuestran que protege contra enfermedades relacionadas con la inflamación, incluidas las enfermedades cardiovasculares, el síndrome metabólico y la diabetes tipo 2. Y, debido a que incluye una variedad de alimentos, la dieta mediterránea es relativamente fácil de seguir y cumplir.

Dieta tablero

Aunque su nombre puede sugerir la sección de "tomar y llevar" del supermercado, DASH es cualquier cosa menos un régimen de comida rápida. DASH son las siglas de Dietary Approaches to Stop Hypertension (Enfoques dietéticos para detener la hipertensión). Originalmente se desarrolló para reducir la presión arterial sin medicamentos, pero ahora se considera que es uno de los patrones de alimentación más saludables que existen. Incluye alimentos bajos en grasas totales, grasas saturadas y colesterol, y muchas frutas, verduras y cereales integrales. La proteína proviene de productos lácteos bajos en grasa, pescado, aves y nueces. Las carnes rojas, los dulces y las bebidas azucaradas son limitadas. DASH es rico en fibra, potasio, calcio y magnesio y bajo en sodio.

Dieta antiinflamatoria del Dr. Andrew Weil

Otra dieta antiinflamatoria con la ciencia que la respalda proviene del practicante de medicina integrativa educado en Harvard, el Dr. Andrew Weil. Comenzó a hablar sobre medidas antiinflamatorias hace décadas, mucho antes de que la idea comenzara a ser tendencia. Su dieta antiinflamatoria podría describirse como una dieta mediterránea con influencias asiáticas. Aproximadamente del 40% al 50% de las calorías provienen de los carbohidratos, el 30% de las grasas y del 20% al 30% de las proteínas.

Donde gana la dieta del Dr. Weil es en su énfasis en alimentos de origen vegetal y fuentes de proteínas saludables, así como en elementos específicos (pescado graso, frutas, verduras, aceites, nueces y semillas) que ayudan a reducir la inflamación. También minimiza los alimentos altamente procesados, que pueden contribuir a la inflamación.

Para obtener consejos adicionales sobre formas de reducir la inflamación, consulte Lucha contra la inflamación, un Informe de salud especial de la Escuela de Medicina de Harvard.

Imagen: udra / Getty Images


Plan de alimentación antiinflamatorio: 26 recetas para probar

Para las personas que luchan contra la inflamación crónica, tomar decisiones dietéticas clave puede marcar una diferencia real.

La dieta antiinflamatoria puede ayudar a aliviar el dolor articular y reducir la inflamación.

Según la Arthritis Foundation, ciertos alimentos pueden ayudar a combatir la inflamación, fortalecer los huesos y estimular el sistema inmunológico.

Seguir un plan de alimentación antiinflamatorio específico puede ayudar a las personas a preparar alimentos nutritivos y sabrosos a la vez que ayuda a mantener la inflamación bajo control.

La dieta antiinflamatoria contiene muchos prebióticos, fibra, antioxidantes y omega-3. Esto significa una dieta rica en verduras, frutas enteras, cereales integrales, legumbres y pescados grasos.

Siga leyendo para conocer 26 recetas antiinflamatorias para probar en el desayuno, el almuerzo, la cena y los refrigerios.

Comience el día con las siguientes recetas nutritivas antiinflamatorias:

1. Gachas de avena con frutos rojos

La avena con frutos rojos aporta altas dosis de prebióticos, antioxidantes y fibra.

La avena es rica en un tipo de fibra llamada betaglucanos. Los betaglucanos son un prebiótico importante para las bacterias intestinales. Bifidobacteria, que puede ayudar a reducir la inflamación y la obesidad relacionadas con la diabetes.

Los prebióticos ayudan a que florezcan las bacterias intestinales saludables, lo que puede ayudar a reducir la inflamación.

Las bayas son ricas en antioxidantes y los arándanos son especialmente ricos en polifenoles antiinflamatorios llamados antocianinas.

Consejo dietético: La avena tradicional laminada y cortada en acero es más rica en fibra que la avena rápida.

2. Gachas de alforfón y semillas de chía

Los granos de trigo sarraceno no contienen gluten y son un excelente sustituto de la avena para las personas sensibles al gluten.

Agregar semillas de chía aumentará el contenido saludable de omega-3 de esta opción de desayuno.

Los omega-3 ayudan a reducir la inflamación en el cuerpo y las investigaciones muestran que pueden mejorar la sensibilidad y la rigidez de las articulaciones en personas con AR.

Las semillas de chía también son ricas en fibra y proteínas, lo que hará que las personas se sientan llenas por más tiempo.

3. Panqueques de bayas de trigo sarraceno

El trigo sarraceno también es una buena fuente de dos polifenoles antiinflamatorios clave llamados quercetina y rutina.

Según un estudio de 2016, la quercetina es un antioxidante, mientras que la rutina tiene propiedades antiinflamatorias, que pueden ayudar con la artritis.

A pesar de su nombre, el trigo sarraceno no es un grano. Es la semilla de una fruta y no contiene gluten. El trigo sarraceno es especialmente popular en la cocina japonesa.

Muchos supermercados de alimentos naturales y tiendas en línea venden trigo sarraceno.

4. Huevos revueltos con cúrcuma

Los huevos son una excelente fuente de proteínas y la yema de huevo contiene vitamina D.

Una revisión de 2016 indicó que la vitamina D podría limitar el proceso de inflamación debido a sus efectos sobre el sistema inmunológico. El informe también señaló que las personas con AR tenían niveles más bajos de vitamina D que otras personas estudiadas.

Agregue cúrcuma a los huevos revueltos para un impulso antiinflamatorio adicional. La cúrcuma es rica en un compuesto llamado curcumina, que los estudios sugieren que puede ayudar a controlar las condiciones oxidativas e inflamatorias.

5. Tostada de salmón ahumado, aguacate y huevos escalfados

El salmón y el aguacate son fuentes ricas en ácidos grasos omega-3 antiinflamatorios.

Comer muchos ácidos grasos saludables también puede mejorar la salud del corazón y reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular de una persona.

Este abundante desayuno es ideal para días muy activos o almuerzos de fin de semana. Para opciones sin gluten, use pan sin gluten.

6. Batido de piña

Un batido es un buen desayuno para llevar. Un batido está lleno de fibra y proteínas, lo que hace que las personas se sientan más llenas durante más tiempo.

La piña contiene altos niveles de bromelina, que tiene propiedades antiinflamatorias. Existe un interés creciente en los suplementos de bromelina debido a sus propiedades antiinflamatorias.

Para el almuerzo, pruebe estas nutritivas recetas:

7. Sándwich de chucrut a la parrilla, hummus y aguacate

Elija esta versión vegetariana saludable de Reuben para un impulso antiinflamatorio.

El chucrut contiene probióticos que son esenciales para las bacterias intestinales de una persona. Los probióticos pueden tener un impacto en la inflamación relacionada con la artritis al mejorar la inflamación en el tracto intestinal.

Este sándwich a la parrilla contiene todos los beneficios del chucrut pero contiene menos sal y calorías que el Reuben. Agregar hummus y aguacate para reemplazar la carne, proporciona proteínas y una textura suave y cremosa.

8. Frittata de espinacas y queso feta

Los vegetales de hojas verdes, como la espinaca y el brócoli, contienen altos niveles de dos polifenoles llamados quercetina y coenzima Q10.

La coenzima Q10 puede reducir la inflamación en algunas enfermedades metabólicas, como la AR, la esclerosis múltiple (EM) y la diabetes.

Las frittatas son rápidas y fáciles de hacer, y la gente puede disfrutar experimentando con una variedad de sabores. Tener una ensalada agrega más beneficios de las verduras.

9. Ensalada de quinua y cítricos

Una ensalada de quinua y cítricos no contiene gluten y es ideal para personas con una dieta vegana. La quinua contiene muchas proteínas y nutrientes.

Agregue frutas cítricas, como limón, lima o pomelo, a la ensalada para obtener un impulso antioxidante. Las frutas cítricas están llenas de vitamina C, que es un antioxidante importante que también puede ayudar a renovar otros antioxidantes en el cuerpo.

La vitamina C también ayuda al cuerpo a absorber el hierro de fuentes vegetales, como la espinaca y la quinua.

La quinua es fácil de cocinar y almacenar, por lo que la gente puede prepararla con anticipación y guardarla en el refrigerador hasta que la necesite.

10. Ensalada de lentejas, remolacha y avellanas

Las ensaladas de lentejas son una opción sencilla y rica en proteínas a la hora del almuerzo para las personas que siguen una dieta vegetariana.

Las lentejas y la remolacha aumentan el contenido de fibra, mientras que las avellanas aportan proteínas y vitamina E. La vitamina E es un antioxidante.

Las remolachas contienen altas cantidades de un compuesto llamado betaína. La betaína es un antiinflamatorio y antioxidante.

11. Filete de coliflor con frijoles y tomates

Un bistec de coliflor es una excelente opción vegetariana y vegana para bistec.

La coliflor es rica en fibra y antioxidantes. Es parte de la familia de las verduras crucíferas. Incluir frijoles blancos en el plato agrega fibras fermentables esenciales para las bacterias intestinales saludables.

Un estudio encontró que las mujeres que comían más verduras crucíferas tenían biomarcadores de inflamación más bajos.

12. Wraps de lechuga con trucha ahumada

La trucha es un pescado graso que contiene omega-3 antiinflamatorios.

Para que esta comida sea más abundante, intente usar envolturas integrales o sin gluten, o agregue arroz integral como acompañamiento.

Para asegurarse de que esta receta no contenga gluten, consulte la etiqueta nutricional de la salsa de pescado. Si contiene gluten, las personas pueden optar por omitirlo. Omita la salsa de chile dulce para reducir el contenido de azúcar.


9 recetas antiinflamatorias para una mejor salud

Batido de fresas y verduras

Dos tazas de fresas antiinflamatorias, más verduras como coliflor y calabacín. Además, este batido rico en nutrientes está lleno de fibra, proteínas y grasas saludables, y seguramente lo mantendrá lleno durante toda la mañana.

Espinacas cocidas y piñones

Una dieta antiinflamatoria debe incluir muchas verduras de hoja verde como la espinaca, y esta receta aumenta su poder para combatir la inflamación con ajo y aceite de oliva extra virgen.

Latte de cúrcuma

La moderna raíz de cúrcuma ha recibido mucha publicidad por sus beneficios antiinflamatorios para la salud. Sin embargo, una vez que se sube a bordo, el mayor desafío es descubrir cómo incorporarla a su dieta. Solución: Prepare este café con leche con otro alimento que combate la inflamación, la canela.

Salmón a la Parrilla con Espinacas

Una combinación de pescado y verduras para combatir la inflamación hecha en el cielo. ¿Mencionamos que puedes tener esta deliciosa cena en la mesa en 15 minutos?

Batido de recuperación verde

Si intentara maximizar la cantidad de nutrientes que podría caber en un vaso, terminaría con este batido. Y muchos de los productos mezclados, como la espinaca, el aguacate y la canela, tienen poderes antiinflamatorios.

Pepitas asadas con canela y especias

Aquí hay una manera de agregar un poco de pizca para combatir la inflamación a su avena, ensaladas y postres. Haga estas semillas de calabaza condimentadas con canela y téngalas a mano.

Mermelada de Fresa y Chia

¡Sí, fresas otra vez! Esta vez, los convertiremos en mermeladas sin azúcar agregada y agregando grasas saludables (a través de semillas de chía), que son una parte clave de una dieta antiinflamatoria.

Fideos de calabacín con fletán asado

En lugar de los carbohidratos refinados inflamatorios que obtendrá de una cena de pasta, prepare sus fideos con verduras y agregue ingredientes antiinflamatorios adicionales como ajo, jengibre y un trozo de pescado.

Ensalada de arándanos y nueces

Verdes, nueces, aceite de oliva, y manzanas? ¡Oh mi! Simplemente no peles las manzanas antes de tirarlas en el tazón; los compuestos que combaten la inflamación están en la piel.

Keri Glassman, MS, RD, CDN, es una reconocida nutricionista, experta en cocina saludable y líder de pensamiento en bienestar. Es la fundadora y directora ejecutiva de Nutritives Life y The Nutritives Life Studio, una certificación en línea que brinda educación inigualable y con visión de futuro a personas de diversos orígenes que buscan establecer carreras exitosas en la industria de la salud y el bienestar.


El ajo proviene de la misma familia de allium que las cebollas. Contiene una serie de compuestos antiinflamatorios, incluida la alicina, que inhiben los mensajeros proinflamatorios. Junto con los antioxidantes, se ha demostrado que limita la progresión de la aterosclerosis y promueve la salud del corazón.

Las antocianinas imparten vibrantes colores rojo, azul y morado a las bayas, pero también son útiles por sus fuertes propiedades antiinflamatorias. Se ha demostrado que las antocianinas reducen la actividad de un compuesto responsable de iniciar una amplia gama de procesos proinflamatorios. Además, como antioxidantes, limitan el estrés oxidativo.


La mejor dieta antiinflamatoria es comer sano - Recetas

La dieta definitiva para la artritis

Aprenda qué alimentos de la dieta mediterránea pueden ayudar a combatir la inflamación causada por la artritis.

Por Amy Paturel

Una de las preguntas más comunes que hacen las personas con artritis es: "¿Existe una dieta especial para la artritis?". Si bien no existe una dieta milagrosa para la artritis, afortunadamente, muchos alimentos pueden ayudar a combatir la inflamación y mejorar los síntomas de las articulaciones.

Para empezar, una dieta rica en frutas, verduras, pescado, nueces y frijoles, pero con alimentos poco procesados ​​y grasas saturadas, no solo es excelente para la salud en general, sino que también puede ayudar a controlar la actividad de la enfermedad. Si este consejo te suena familiar, es porque estos son los principios de la dieta mediterránea, que con frecuencia se promociona por sus poderes antienvejecimiento y de lucha contra las enfermedades.

Beneficios de la dieta mediterránea

Los estudios confirman que consumir alimentos que comúnmente forman parte de la dieta mediterránea puede hacer lo siguiente:
& toro Presión arterial más baja
& Bull Protege contra enfermedades crónicas, que van desde el cáncer hasta los accidentes cerebrovasculares.
& Bull Ayuda a la artritis frenando la inflamación
& bull Beneficia tanto a sus articulaciones como a su corazón
& Bull Conduce a la pérdida de peso, lo que puede disminuir el dolor articular.

A continuación se muestran los alimentos clave de la dieta mediterránea y por qué son tan buenos para la salud de las articulaciones.

Dieta mediterránea

Cuánto: Las autoridades sanitarias como la Asociación Estadounidense del Corazón y la Academia de Nutrición y Dietética recomiendan de tres a cuatro onzas de pescado, dos veces por semana. Los expertos en artritis afirman que cuanto más, mejor.

Por qué: Algunos tipos de pescado son buenas fuentes de ácidos grasos omega-3 que combaten la inflamación. Un estudio encontró que aquellos que tenían el mayor consumo de omega-3 tenían niveles más bajos de dos proteínas inflamatorias: proteína C reactiva (PCR) e interleucina-6. Más recientemente, los investigadores han demostrado que tomar suplementos de aceite de pescado ayuda a reducir la inflamación y el dolor de las articulaciones, la duración de la rigidez matutina y la actividad de la enfermedad entre las personas que tienen artritis reumatoide (AR).

Mejores fuentes: Salmón, atún, sardinas, arenques, anchoas, vieiras y otros pescados de agua fría. ¿Odias el pescado? Toma un suplemento. Los estudios demuestran que la ingesta diaria de 600 a 1000 mg de aceite de pescado alivia la rigidez, la sensibilidad, el dolor y la hinchazón de las articulaciones.

NUECES Y SEMILLAS

Cuánto: Consuma 1,5 onzas de nueces al día (una onza equivale a un puñado).

Por qué: & ldquoMúltiples estudios confirman el papel de las nueces en una dieta antiinflamatoria & rdquo, explica Jos & eacute M. Ordov & aacutes, PhD, director de nutrición y genómica en el Centro de Investigación de Nutrición Humana sobre Envejecimiento Jean Mayer USDA en la Universidad de Tufts en Boston. Un estudio encontró que durante un período de 15 años, los hombres y mujeres que consumían la mayor cantidad de nueces tenían un 51% menos de riesgo de morir por una enfermedad inflamatoria (como la AR) en comparación con aquellos que comían la menor cantidad de nueces. Otro estudio encontró que los sujetos con niveles más bajos de vitamina B6 y ndash que se encuentran en la mayoría de los frutos secos y ndash tenían niveles más altos de marcadores inflamatorios.

Más buenas noticias: Las nueces están repletas de grasas monoinsaturadas que combaten la inflamación. Y aunque tienen un contenido relativamente alto de grasas y calorías, los estudios muestran que comer nueces promueve la pérdida de peso porque sus proteínas, fibra y grasas monoinsaturadas son saciantes. "Solo tenga en cuenta que más no siempre es mejor", dice Ordov & aacutes.

Mejores fuentes: Nueces, piñones, pistachos y almendras.

FRUTAS Y VERDURAS

Cuánto: Trate de consumir nueve o más porciones diarias (una porción equivale a una taza de la mayoría de las verduras o frutas o dos tazas de verduras de hoja verde crudas).

Por qué: Las frutas y verduras están cargadas de antioxidantes. Estos potentes productos químicos actúan como sistema de defensa natural del cuerpo y ayudan a neutralizar las moléculas inestables llamadas radicales libres que pueden dañar las células. La investigación ha demostrado que las antocianinas que se encuentran en las cerezas y otras frutas rojas y moradas como las fresas, frambuesas, arándanos y moras tienen un efecto antiinflamatorio.

Más buenas noticias: Las frutas cítricas, como las naranjas, los pomelos y las limas, son ricas en vitamina C. Las investigaciones muestran que obtener la cantidad correcta de esa vitamina ayuda a prevenir la artritis inflamatoria y mantener las articulaciones saludables. Otra investigación sugiere que comer verduras ricas en vitamina K como el brócoli, la espinaca, la lechuga, la col rizada y el repollo reduce drásticamente los marcadores inflamatorios en la sangre.

Mejores fuentes: Frutas y verduras coloridas y ndash, cuanto más oscuro o brillante es el color, más antioxidantes tiene. Los buenos incluyen arándanos, cerezas, espinacas, col rizada y brócoli.

ACEITE DE OLIVA

Cuánto: Dos o tres cucharadas soperas diarias.

Por qué: El aceite de oliva está cargado de grasas saludables para el corazón, así como de oleocantal, que tiene propiedades similares a las de los medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE). & ldquoOleocanthal inhibe la actividad de las enzimas COX, con una acción farmacológica similar al ibuprofeno, & rdquo dice Ordov & aacutes. La inhibición de estas enzimas amortigua los procesos inflamatorios del cuerpo y los rsquos y reduce la sensibilidad al dolor.

Mejores fuentes: El aceite de oliva virgen extra pasa por menos refinamiento y procesamiento, por lo que retiene más nutrientes que las variedades estándar. Y no es el único aceite con beneficios para la salud. Los aceites de aguacate y cártamo han mostrado propiedades reductoras del colesterol, mientras que el aceite de nuez tiene 10 veces más omega-3 que el aceite de oliva.

FRIJOLES

Cuánto: Aproximadamente una taza, dos veces por semana (o más).

Por qué: Los frijoles están cargados de fibra y fitonutrientes, que ayudan a reducir la PCR, un indicador de inflamación que se encuentra en la sangre. En niveles altos, la PCR podría indicar cualquier cosa, desde una infección hasta AR. En un estudio, los científicos analizaron el contenido de nutrientes de 10 variedades de frijoles comunes e identificaron una gran cantidad de compuestos antioxidantes y antiinflamatorios. Los frijoles también son una fuente excelente y económica de proteínas y tienen alrededor de 15 gramos por taza, lo cual es importante para la salud muscular.

Mejores fuentes: Los frijoles rojos pequeños, los frijoles rojos y los frijoles pintos se encuentran entre los cuatro principales alimentos que contienen antioxidantes del Departamento de Agricultura de EE. UU. Y los rsquos (los arándanos silvestres ocupan el puesto número 2).

GRANOS ENTEROS

Cuánto: Consuma un total de seis onzas de granos por día, al menos tres de los cuales deben provenir de granos integrales. Una onza de grano entero equivaldría a & frac12 de taza de arroz integral cocido o una rebanada de pan integral.

Por qué: Los cereales integrales contienen mucha fibra y ndash de relleno que pueden ayudarlo a mantener un peso saludable. Algunos estudios también han demostrado que la fibra y los alimentos ricos en fibra pueden reducir los niveles sanguíneos de PCR, un marcador inflamatorio.

Mejores fuentes: Consuma alimentos elaborados con granos enteros, como harina de trigo integral, avena, bulgur, arroz integral y quinua. Algunas personas pueden necesitar tener cuidado con los cereales integrales que comen. Gluten & ndash, una proteína que se encuentra en el trigo y otros granos & ndash, se ha relacionado con la inflamación en personas con enfermedad celíaca (EC) o sensibilidad al gluten.

VERDURAS DE NOCHE

Por qué: Las verduras de sombra nocturna, que incluyen berenjenas, tomates, pimientos rojos y papas, son potencias que combaten enfermedades y cuentan con la máxima nutrición por un mínimo de calorías.

Por qué no: También contienen solanina, una sustancia química que se ha calificado de culpable del dolor de la artritis. No existe evidencia científica que sugiera que las solanáceas desencadenan brotes de artritis.

Pruébalo: Algunos expertos creen que estas verduras contienen una potente mezcla de nutrientes que ayuda a inhibir el dolor de la artritis. Sin embargo, muchas personas informan alivio de los síntomas cuando evitan las verduras de solanáceas. Por lo tanto, si nota que el dolor de la artritis se intensifica después de comerlos, considere eliminar todas las verduras solanáceas de su dieta durante algunas semanas para ver si hay alguna diferencia. Luego, vuelva a agregarlos lentamente a su dieta para ver si los síntomas empeoran o permanecen igual.


¿Qué es la inflamación?

La inflamación es la forma en que su cuerpo # 8217 le indica a su sistema inmunológico que sane y repare el tejido dañado o que se defienda de compuestos dañinos, como bacterias y virus. La sangre y los fluidos que transportan células inmunitarias y proteínas plasmáticas al área en peligro o lesionada a menudo causan el enrojecimiento, el calor o la hinchazón que experimentamos después del ejercicio o cuando no hace buen tiempo. Pero todo esto es parte del proceso de curación natural del cuerpo y no siempre es malo.

Hay dos tipos de inflamación: aguda y crónica. La inflamación aguda en realidad puede ser saludable, ya que ocurre temporalmente mientras se recupera de un entrenamiento o una enfermedad. La inflamación crónica es lo que debe tener en cuenta.

La diferencia entre la inflamación aguda y crónica es que la inflamación aguda es una forma de resolver problemas para combatir compuestos no deseados en el cuerpo, mientras que la inflamación crónica es un problema que causa problemas y es de mayor duración. La inflamación crónica afecta a sistemas enteros dentro del cuerpo durante un período de tiempo prolongado y se cree que es un factor de riesgo para muchas enfermedades crónicas comunes como enfermedades cardíacas, cáncer, diabetes e incluso depresión.


5 recetas vegetarianas antiinflamatorias que los nutricionistas juran por un intestino saludable y una pérdida de grasa

Si desea mejorar su salud en general, el primer ajuste que debe hacer en su dieta es incluir una variedad más amplia de verduras en sus comidas. No solo son bajos en calorías y altos en los nutrientes esenciales necesarios para una pérdida de peso saludable, sino que también permiten que su cuerpo funcione de manera más eficiente, mejorando su calidad de vida e incluso extendiendo su esperanza de vida. Para mejorar sus hábitos alimenticios y ayudar a perder peso esta primavera, estas son las cinco recetas que necesita integrar en su menú esta semana para que comer verduras sea delicioso y sin esfuerzo.

Tazón de verduras antiinflamatorio

Este tazón lleno de verduras es el almuerzo abundante perfecto para mantenerte lleno y satisfecho sin escatimar en sabor. Con la potente cúrcuma antiinflamatoria incluida en la receta, cualquier hinchazón que pueda estar experimentando no tendrá ninguna posibilidad después de comer esta comida. Además, es vegano, por lo que no sufrirá inflamación inducida por intolerancia a la lactosa.

Ingredientes: Calabaza, coliflor, cebolla, rábanos rojos, coles de Bruselas, ajo, aceite de cocina, canela molida, jengibre, comino, cúrcuma, cilantro, pimentón, sal marina, pimienta negra, tahini, limón, jarabe de arce, sal marina, agua, arroz integral, garbanzos

Curry vegetal antiinflamatorio

El curry es una comida abundante y abundante repleta de nutrientes que lo ayudarán a lo largo de su viaje por la salud. Esta receta también incluye cúrcuma, lo que la hace ideal para eliminar la hinchazón, y servida sobre una base de arroz integral, este plato cubre todos los macronutrientes esenciales necesarios para perder peso.

Ingredientes: Arroz integral, brócoli, coliflor, ajo, caldo de verduras, garbanzos, guisantes verdes enlatados, jengibre, garam masala, cúrcuma, pimienta negra, tomates enteros pelados, leche de coco

Salteado antiinflamatorio

El sofrito es fácil de preparar en esas noches ocupadas en las que no quiere esforzarse mucho en sus comidas, pero aún quiere comer algo delicioso. Cargado con vegetales antiinflamatorios y un gran sabor, este plato se convertirá rápidamente en un alimento básico como una cena saludable en la que puede confiar.

Ingredientes: Cebolla, sal y pimienta, cúrcuma, curry en polvo, ajo, jengibre, aceite de oliva, pollo, brócoli, pimiento, guisantes, anacardos, arroz jazmín, salsa de soja, aceite de sésamo, miel picante, maicena

Coliflor Asado

La coliflor es una verdura increíblemente versátil que se puede preparar de diferentes maneras, manteniendo su dieta fresca para perder peso. Esta receta antiinflamatoria es un excelente acompañamiento para cuando te sientas hinchado y busques algo ligero para satisfacer tus antojos salados y, al mismo tiempo, ofrece abundantes beneficios para la salud.

Ingredientes: Coliflor, aceite de oliva, cúrcuma, comino, sal y pimienta

Ensalada de col rizada antiinflamatoria

Se sabe que la col rizada es excelente para la salud, por lo que, al actuar como base para esta ensalada, le proporcionará las vitaminas y antioxidantes necesarios para una dieta equilibrada. Esta ensalada, que mezcla sabores dulces y salados, es un delicioso platillo independiente, ¡o puede prepararse como acompañamiento con pollo, pasta o cualquier otra comida que pueda cocinar!

Ingredientes: Col rizada, arándanos, cerezas sin hueso, zanahoria rallada, repollo morado, almendras, algas, semillas de sésamo tostadas


Recetas de chefs famosos para su dieta antiinflamatoria

Una dieta antiinflamatoria podría aliviar el dolor de los síntomas de la artritis reumatoide. Pruebe estas 9 recetas saludables y deliciosas de chefs famosos como Gordon Ramsay y Rachael Ray.

¿Comiste un arcoíris de alimentos antiinflamatorios hoy? Podría ayudar a aliviar el dolor articular y la rigidez de la artritis reumatoide. Comer frutas y verduras más coloridas, cereales integrales, pescado y grasas saludables como el aceite de oliva, la base de una dieta antiinflamatoria y rica en antioxidantes, puede ayudar a los pacientes con AR a mantenerse saludables. Eso se debe a que los antioxidantes pueden reducir el estrés oxidativo, que se sabe que contribuye a afecciones inflamatorias como la artritis, explica Sheila West, PhD, profesora asociada de salud bioconductual en la Penn State University, quien dirigió un estudio de 2011 publicado en La Revista de Nutrición. Las personas que comían más frutas y verduras ricas en antioxidantes tenían niveles sanguíneos más bajos de proteína C reactiva, que aumenta en respuesta a la inflamación, según un estudio italiano de 2012 publicado en Nutrición, Metabolismo y Enfermedades Cardiovasculares. Como beneficio adicional, estos alimentos pueden evitar el exceso de peso, lo que agrega estrés a sus articulaciones, según Venus Ramos, MD, especialista en medicina física y rehabilitación en Long Beach, California. Pero servir comidas saludables no significa que tenga que hacerlo. pasar horas sobre una estufa caliente. Hicimos tapping con algunos de los mejores chefs del país, Cat Cora, Giada De Laurentiis, Gordon Ramsey y Bobby Flay, por nombrar algunos, por sus mejores platos bajos en calorías que son ricos en ingredientes antiinflamatorios. Siga leyendo para conocer 9 recetas de chefs famosos que pueden ayudar a las mujeres con artritis reumatoide a mantenerse saludables. Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #1: Cat Cora
“Iron Chef America” and Food Network star Cat Cora has authored several books, including Cooking From the Hip: Fast, Easy, Phenomenal Meals (Houghton Mifflin Harcourt). Here’s one of her favorite cold-weather recipes: a spicy, hearty chili blanca (“white chili”) that gets its name from the use of chicken instead of beef and white beans instead of kidney beans – along with other anti-inflammatory, antioxidant ingredients, such as olive oil, onion, cilantro, cumin, cayenne and chili powder. White Bean and Chicken Chili Blanca
Serves: 8-10
Tiempo de preparación: 20 minutos.
Cook time: 1 hour Ingredientes
1 pound chicken tenders or boneless, skinless chicken breasts
2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen
1 medium onion, diced
2 dientes de ajo
2 15-ounce cans white or great northern beans, drained and rinsed
1 cup corn kernels, fresh or frozen and thawed
1 4-ounce can chopped green chiles
2 teaspoons ground cumin
2 teaspoons pure chili powder
1/8 cucharadita de pimienta de cayena
3 cups water
2 cups grated Monterey Jack cheese
2 tablespoons fresh cilantro, chopped Preparación
1. Season the chicken with salt and pepper. 2. In a large saucepan, heat oil over high heat, add chicken pieces and cook, stirring until browned, 2-3 minutes. 3. Lower the heat to medium, add onion and garlic. Cook until the onion is translucent, 5-6 minutes. 4. Add the beans, corn, chilies, spices and water. Bring to a boil, reduce heat to low and simmer uncovered for 1 hour. 5. Top each serving with a spoonful of cheese and sprinkling of cilantro.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #2: Gordon Ramsay
Star of numerous TV shows, including Fox Broadcasting’s “Hell’s Kitchen” and “Kitchen Nightmares,” British chef Gordon Ramsay says he doesn’t care for “faddy diets.” But he does believe in serving “healthy food without jeopardizing taste and flavor,” as he notes in his book Gordon Ramsay’s Healthy Appetite: 125 Super-Fresh Recipes for a High-Energy Life (Sterling Epicure). Anti-inflammatory ingredients here include sweet potatoes, olive oil, chives, lemon and Tabasco sauce. Sweet Potato Frittata With Tomato Salsa
Sirve: 2
Prep time: 10 minutes
Cook time: 10 minutes Ingredientes
For the frittata
1 large sweet potato, about 7-8 ounces
1 cucharada de aceite de oliva
1 shallot, peeled and minced
Sal marina
Black pepper
4 huevos grandes
Small handful of chives, finely snipped For the tomato salsa
8 ounces vine-ripened plum tomatoes
2 green onions, trimmed and thinly sliced on the diagonal
Handful of cilantro leaves, chopped
Juice of 1/2 lemon
3 cucharadas de aceite de oliva extra virgen
1 tablespoon sesame oil
Dash of Tabasco sauce
Pinch of sugar (optional) Preparación
Para la salsa:
1. To make the salsa, halve or quarter the tomatoes and place in a large bowl. Add the remaining ingredients and mix well, seasoning to taste with salt and pepper, and a pinch of sugar if you like. Dejar de lado. For the frittata:
1. Heat the broiler to its highest setting. 2. Peel the sweet potato and cut into ½-inch cubes. Heat a nonstick omelet pan or skillet (suitable for use under the broiler) and add the olive oil. 3. When oil is hot, toss in the potato and shallot, and season well with salt and pepper. Cook over medium heat, turning occasionally, for about 4-5 minutes until potatoes are just tender and lightly golden at the edges. 4. Beat eggs lightly in a bowl, add chives, and pour over sweet potatoes. Shake the pan gently to distribute the ingredients. Cook over low heat, without stirring, for a few minutes until the eggs begin to set at the bottom and around the sides. 5. Place the pan under the hot broiler briefly until the top of the frittata has set. Don't overcook the eggs or they will turn rubbery. Let stand for a minute, then run a heatproof plastic spatula around the sides of the pan and invert the frittata onto a large plate. 6. Spoon the tomato salsa into a neat pile on top and serve immediately.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #3: Giada De Laurentiis
Italian-born, Southern California-raised chef Giada De Laurentiis hosts “Giada at Home” on the Food Network. She has written several cookbooks, including Everyday Italian: 125 Simple and Delicious Recipes y Weeknights With Giada: Quick and Simple Recipes to Revamp Dinner (both Clarkson Potter). Her roasted chicken recipe below is a juicy, low-calorie, heart-healthy favorite from Everyday Italian, with heart-healthy balsamic vinegar, lemons and olive oil. Roasted Chicken With Balsamic Vinaigrette
Para 4 personas
Prep time: 15 minutes
Cook time: 1 hour (plus 2 to 24 hours for chicken to marinate) Ingredientes
1/4 cup balsamic vinegar
2 tablespoons Dijon mustard
2 cucharadas de jugo de limón fresco
2 garlic cloves, chopped
2 cucharadas de aceite de oliva
Sal
Pimienta negra recién molida
1 (4-pound) whole chicken, cut into pieces (reserve giblets, neck and backbone for another use)
1/2 cup low-salt chicken broth
1 cucharadita de ralladura de limón
1 cucharada de perejil fresco picado Preparación
1. Whisk the vinegar, mustard, lemon juice, garlic, olive oil, salt and pepper in small bowl to blend. 2. Combine the vinaigrette and chicken pieces in a large, resealable plastic bag seal the bag and toss to coat. Refrigerate, turning the chicken pieces occasionally, for at least 2 hours and up to one day. 3. Preheat the oven to 400 degrees F. Remove chicken from the bag and arrange pieces on a large, greased baking dish. 4. Roast until the chicken is just cooked through, about 1 hour. If your chicken browns too quickly, cover it with foil for the remaining cooking time. 5. Transfer the chicken to a serving platter. 6. Place the baking dish on a burner over medium-low heat. Whisk the chicken broth into the pan drippings, scraping up any browned bits on the bottom of the baking sheet with a wooden spoon and mixing them into the broth and pan drippings. (If you want to decrease saturated fat even further, you can skip this step.) 6. Drizzle the pan drippings over the chicken. Sprinkle the lemon zest and parsley over the chicken and serve.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #4: The Barefoot Contessa
Chef Ina Garten hosts the Food Network program “Barefoot Contessa” and has written nearly a dozen books, including Barefoot Contessa Foolproof: Recipes You Can Trust (Clarkson Potter). She specializes in elegant but easy recipes, including this winter favorite. To reduce the recipe’s sodium content (1,400 mg as written) by at least half, use only half a tablespoon of kosher salt, substitute low-sodium chicken stock and skip the Parmesan. Your heart will thank you for all the lentils, onions and garlic, as well as the olive oil, cumin and veggies. Lentil Vegetable Soup
Serves: 8-10
Tiempo de preparación: 20 minutos.
Cook time: 1 hour, 30 minutes Ingredientes
1 pound French green lentils, dry
4 cups chopped yellow onions (3 large onions)
4 cups chopped leeks, white part only (2 leeks)
1 tablespoon minced garlic (3 cloves)
1/4 cup good olive oil, plus additional for drizzling on top
1 cucharada de sal kosher
1- ½ teaspoons freshly ground black pepper
1 tablespoon minced fresh thyme leaves or 1 teaspoon dried
1 cucharadita de comino molido
3 cups medium-diced celery (8 stalks)
3 cups medium-diced carrots (4-6 carrots)
3 quarts chicken stock
1/4 cup tomato paste
2 tablespoons red wine or red wine vinegar
Freshly grated Parmesan cheese Preparación
1. In a large bowl, cover the lentils with boiling water and let sit for 15 minutes. Drenar. 2. In a large stockpot over medium heat, sauté the onions, leeks, and garlic with the olive oil, salt, pepper, thyme and cumin for 20 minutes, until the vegetables are translucent and very tender. 3. Add the celery and carrots and sauté for 10 minutes. 4. Add the chicken stock, tomato paste and lentils. Cover and bring to a boil. Reduce heat and simmer uncovered for 1 hour, until the lentils are cooked through. 5. Check the seasonings. Add the red wine and serve hot, drizzled with olive oil and sprinkled with grated Parmesan.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #5: Bobby Flay
Food Network grillmaster Bobby Flay is a chef, restaurateur and author of 15 cookbooks, including Bobby Flay’s Barbecue Addiction (Clarkson Potter). He’s also star, host or judge on numerous Food Network shows, including “Grill It! With Bobby Flay” and “Bobby Flay’s Barbecue Addiction.” This high-fiber vegetarian salad has plenty of anti-inflammatory properties from avocado, onion, spices and olive oil, and only 158 mg of sodium per 313-calorie serving. Grilled Eggplant Salad
Para 4 personas
Prep time: 15 minutes
Cook time: 10 minutes Ingredientes
1 Italian eggplant, cut into 1-inch-thick slices
1 large red onion, cut into rounds
Aceite de canola
1 avocado, halved, pitted, peeled and chopped
1 cucharada de vinagre de vino tinto
1 cucharadita de mostaza de Dijon
1 tablespoon coarsely chopped oregano leaves
Miel
Aceite de oliva
Sal
Pimienta negra recién molida
1 lemon, zested
Parsley sprigs, for garnish Preparación
1. Brush the eggplant and red onions with canola oil and arrange on the grill. Cook the eggplant until soft and grill the onions until they have a slight char. 2. Remove from the grill to a cutting board and let cool slightly. Once cool, roughly chop and add them to a serving bowl along with the avocado. 3. In a small bowl, whisk together the red wine vinegar, Dijon and oregano. 4. Add honey and olive oil, to taste, and blend until emulsified. Sazone con sal y pimienta al gusto. 5. Add the dressing to the eggplant mixture and toss. 6. Garnish with lemon zest and parsley sprigs. Atender.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #6: Robert Irvine
These days, Robert Irvine is probably as famous for rescuing failing eateries on his popular Food Network show “Restaurant: Impossible” as he is as a working chef. The author of two cookbooks, including Impossible to Easy: 111 Delicious Recipes to Help You Put Great Meals on the Table Every Day (William Morrow Cookbooks), and a self-described health nut, he created this soup recipe that has almost no saturated fat, 13.5 grams of fiber and only 285 calories per serving. Anti-inflammatory ingredients include beans, broccoli, onion and garlic. Everything But the Kitchen Sink
Para 6
Prep time: 15 minutes
Cook time: 1 hour Ingredientes
1 tablespoon grapeseed oil
Sal kosher
Pimienta negra recién molida
2 small yellow squash, cut into 1/2-inch slices
2 carrots, peeled and quartered lengthwise
1 cebolla mediana picada
2 tablespoons minced garlic
2 large potatoes, rinsed and diced in large pieces
2 quarts vegetable stock
1 cup canned navy beans, rinsed and drained
1 cup canned kidney beans, rinsed and drained
1 bay leaf, crumbled
2 teaspoons minced thyme leaves
2 cups broccoli florets
2 medium Roma tomatoes, chopped Preparación
1. Preheat oven to 350 degrees F. 2. In a large bowl, whisk together grapeseed oil with salt and pepper to taste. Add the squash, carrots, onion, garlic and potatoes, tossing to coat. 3. Put coated vegetables on a sheet pan and roast until the onions are translucent, about 20-25 minutes. 4. Meanwhile, in large stock pot, over medium heat, add the stock, beans, bay leaf and thyme cook for 10 minutes, stirring occasionally. 5. With a hand blender, pulse stock and bean mixture until the beans are slightly pureed. 6. Remove the vegetables from oven and add to pot, then stir in the broccoli and tomatoes. Cook until all vegetables are cooked through, about 30-35 minutes. Note: A cornstarch and water mixture or a light roux can be blended in to thicken the soup.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #7: Rachael Ray
Rachael Ray has written more than two dozen cookbooks since 1999 and undoubtedly is working on more. My Year in Meals (Atria Books) lets fans of her TV shows glimpse inside her home kitchen to see how she cooks up all those 30-minute meals. This recipe is rich in omega-3 fatty acids from the salmon, and has plenty of heart-healthy olive oil, cucumber, vinegar and red onion. Well-Dressed Salmon
Para 4 personas
Prep time: 10 minutes
Cook time: 15 minutes Ingredientes
1/2 seedless cucumber
2 small plum tomatoes
1 shallot or 1/4 red onion, finely chopped, divided
2 tablespoons Dijon mustard
2 cucharadas de azucar
1/4 cup white wine vinegar
1/2 cup extra-virgin olive oil, plus a drizzle
1/4 cup finely chopped fresh dill
Sal
Pimienta negra recién molida
4 (6 onzas) filetes de salmón sin piel
Seafood seasoning (recommended: Old Bay) Preparación
1. Dice cucumber into 1/4-inch pieces – to peel or not to peel is up to you. Seed and dice the tomatoes into 1/4-inch pieces. Combine cucumber, tomatoes and half the shallots or red onion in a bowl and set aside. 2. In a small bowl, whisk together mustard, sugar and white wine vinegar and remaining half of the shallots. Stream in extra-virgin olive oil while continuing to whisk. Stir in dill and season dressing with salt and pepper to taste. 3. Season the salmon with seafood seasoning and a little black pepper. 4. Heat a nonstick skillet with a drizzle of extra-virgin olive oil over medium-high heat. Place salmon rounded side down and cook until golden and a little crispy at the edges, 3-4 minutes. Flip and cook 2 minutes more for a pink center, or 4 minutes for opaque fish. 5. Transfer salmon to dinner or serving plates, top with the cucumber-tomato relish and cover with a liberal amount of dill dressing.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #8: Bobby Deen
The son of Southern cooking maven Paula Deen, Bobby Deen is the author of From Mama’s Table to Mine: Everybody's Favorite Comfort Foods at 350 Calories or Less (Ballantine Books). He’s on a mission to preserve the “comfort food” flavor of the meals he grew up on, but with a lot less fat and fewer calories. This coleslaw recipe offers plenty of heart-healthy, antioxidant-rich broccoli, cabbage, lemon and onions, at around 90 calories per serving. The Son’s Slaw
Para 6
Prep time: 15 minutes
Cook time: None Ingredientes
3 cups broccoli slaw (shredded raw broccoli)
1 head shredded cabbage
1/4 cup nonfat Greek yogurt
2 cucharadas de mayonesa
1 tablespoon freshly squeezed lemon juice
1 tablespoon fresh lemon zest
1 tablespoon apple cider vinegar
2 teaspoons honey
1/2 teaspoon House Seasoning (recipe follows)
1/8 cup chopped fresh parsley leaves
1 green onion, chopped For the House Seasoning (mix until well combined)
1 cup salt
1/4 cup pepper
1/4 cup garlic powder Preparación
1. Combine the broccoli slaw and cabbage in a large bowl. 2. Whisk together the yogurt, mayonnaise, lemon juice and zest, vinegar, honey and 1/2 teaspoon of the House Seasoning. Pour the dressing over the slaw and toss well to coat. 3. Add the parsley and green onions and toss again. 4. Cover with plastic wrap and chill for 1 hour before serving.

Famous chefs’ recipe for your anti-inflammatory diet #9: Sandra Lee
New York’s Sandra Lee, host of the Food Network's “Sandra's Money-Saving Meals,” has more than two dozen books to her credit, including Sandra Lee Semi-Homemade The Complete Cookbook (John Wiley & Sons). Although she’s best known for her desserts and everyday comfort foods, this easy-to-make recipe is full of healthful ingredients, including onions, carrots, bell peppers, olive oil and chickpeas – which contain two anti-inflammatory chemicals, kaempferol and quercetin, according to Vancouver registered dietitian Desiree Nielsen, RD. Chickpea Salad
Para 4 personas
Prep time: 10 minutes
Cook time: None Ingredientes
2 (19-ounce) cans of chickpeas, drained and rinsed
1 carrot, grated
1/2 red onion, diced
1/2 green bell pepper, diced
1/4 taza de jugo de limón
2 cucharadas de aceite de oliva
Sal
Pimienta negra recién molida
1/4 cup freshly chopped parsley leaves Preparación
1. Combine all ingredients in a large mixing bowl and toss. To learn more about anti-inflammatory ingredients, read Anti-Inflammatory Diet Tips for Rheumatoid Arthritis and Top 10 Foods to Fight Inflammation. For more information and expert advice, visit Lifescript’s Rheumatoid Arthritis Health Center.


9 Anti-Inflammatory Drink Recipes You Should Be Drinking

1.Spicy Golden Milk (Turmeric Tea)

2. Green Turmeric Lemonade

3. Coconut Autoimmune Paleo Smoothie

4. Anti-Inflammatory Golden Milk Smoothie

5. Ginger turmeric shots

6. Detoxifying & Anti-inflammatory Herbed Olive Oil

7. Pomegranate Juice

8. Probiotic Rich Vegan Sour Cream

9. Healthy Pineapple Strawberry + Turmeric Smoothie

Chronic inflammation is terrible and can lead to tons of lifestyle diseases that you wouldn’t want! That’s why, as early as now, you should start having an anti-inflammatory diet and maintaining a good lifestyle!

Pin These…

Anyway, have you experienced inflammation before? How did you reduce it? And also, which of the anti-inflammatory diet recipes are you willing to try out first?

Would love to hear your thoughts in the comments below…

Disclaimer: This is a collaborative post featuring all the food bloggers who shared their anti-inflammatory diet recipes.



Comentarios:

  1. Daishakar

    Me niego.

  2. Muzuru

    ¿Curiosamente, y el análogo es?

  3. Hypnos

    Lo acepto con gusto. En mi opinión, esta es una pregunta interesante, participaré en la discusión. Juntos podemos llegar a la respuesta correcta. Estoy seguro.

  4. Carraig

    Me uno. Y me encontré con esto. Podemos comunicarnos sobre este tema. Aquí o al PM.



Escribe un mensaje